Economía

El Gobierno oficializó la pesificación de los costos que cobran los generadores de energía

Con el objetivo de reducir la presión sobre los futuros aumentos previstos para después de junio, el Gobierno oficializó la pesificación de los costos que cobran los generadores de energía.

A través del Boletín Oficial, la Secretaría de Energía del Ministerio de Desarrollo Productivo resolvió la reducción de la remuneración que perciben las generadoras de energía “spot” y su pesificación. En la Resolución 31/2020 publicada este jueves, la Secretaría que depende de la cartera que conduce Matías Kulfas determinó que para “asegurar la sustentabilidad del Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) es necesario adaptar los criterios de remuneración” establecidos durante la gestión de Mauricio Macri, “a condiciones económicamente razonables, eficientes y que sean asignables y/o trasladables a la demanda”. En ese aspecto se aclaró que la sustentabilidad económica del sistema se encuentra dada por el traslado a los usuarios, “a través de la tarifa, de los costos del mismo”.

Haciendo referencia a la sanción de la Ley de Emergencia Pública sancionada a fines de 2019, el Gobierno justificó que entre las facultades delegadas al Poder Ejecutivo se encuentra “la de reglar le reestructuración tarifaria del sistema energético con criterios de equidad distributiva y sustentabilidad productiva”. En ese sentido se señaló que “es necesario adecuar la remuneración de la generación no comprometida en cualquier tipo de contrato, hacia mecanismos de eficiencia, que aseguren el cumplimiento de los criterios mencionados”.

A la espera de la readecuación de tarifas previstas para después del mes de junio, el Gobierno señaló la necesidad de “tomar en consideración la magnitud de los acontecimientos económico-financieros que afronta el país, en particular la abrupta apreciación del tipo de cambio”, cuya variación “fue significativamente mayor a la variación de los costos de producción de energía eléctrica, por lo que deviene necesario restablecer la relación entre ellos”.

Matías Kulfas (Gustavo Gavotti)
Matías Kulfas (Gustavo Gavotti)

Además el Ejecutivo dispuso la pesificación de las remuneraciones (sin reducirlas) por generación de energía de las centrales hidroeléctricas binacionales. Desde el entorno de Kulfas señalaron a Infobae, días atrás, que esta medida implica que el costo de la generación de energía “caerá aproximadamente de 69 a 60/62 dólar por MWH y redundará en una baja importante en los costos de generación de energía. El segmento de la generación tiene un impacto del orden del 50% en la factura de electricidad que llega a los hogares”. Pero, por otro lado, la medida también implica una caída en el costo que hoy tiene que afrontar el Gobierno en subsidios, porque esta cambio implicaría, según las fuentes oficiales, “un impacto de unos USD 300 millones anuales en los ingresos de las empresas”.

Esta decisión que oficializó hoy el Poder Ejecutivo va en sintonía con los anuncios que había hecho el Frente de Todos durante la campaña electoral el año pasado. Referentes del Frente de Todos habían hecho hincapié en la necesidad de pesificar las tarifas. De hecho, antes de asumir, el propio Alberto Fernández cuando estuvo de gira por México, había señalado: “La carencia de dólares que tiene el país, no puede ser que siga con las tarifas dolarizadas cuando el resto de la economía no lo está”.

Como adelantó Infobae, la mirada que predomina es que "las tarifas tienen que aumentar, pero lo tienen que hacer por abajo de la inflación. Y, además, nosotros entendemos que hay espacio en la generación de la energía para reducir los costos. Las decisiones que se tomaron durante la gestión de Macri, lejos de mejorar los servicios parecieron pensadas para mejorar la rentabilidad de las compañías”.

Seguí leyendo:

Descongelamiento de las tarifas de gas y luz: el Gobierno negocia una recomposición con boletas que subirían por debajo de la inflación

Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar