Economía

La política de retrasar al dólar no favorece a las reservas porque alienta a los importadores y desalienta a los exportadores

(Foto: Franco Fafasuli) (Franco Fafasuli/)

A pesar de que vendió USD 15 millones, el Banco Central pudo aumentar sus reservas en USD 11 millones. Pequeñas cifras que, tras los últimos movimientos, parecen grandes porque las reservas parecen estar condenadas a la baja en lo que queda del año.

La política de retrasar al dólar no favorece a las reservas porque alienta a los importadores y desalienta a los exportadores. Brasil, el principal cliente de la Argentina, tenía esta política hasta hace poco y ayudaba a que la Argentina pudiera sostener el retraso cambiario. Pero ayer el dólar subió 1% contra el real y es decisión del Banco Central de Brasil dejarlo correr para defenderse de las consecuencias inflacionaria del levantamiento del confinamiento en China, el envío de armas de Estados Unidos a Ucrania y el embargo europeo al petróleo ruso.

El martes las reservas cayeron USD 89 millones debido al pago de importaciones de energía, un activo que se está llevando más de lo que liquida el agro en esta parte del año.

Las reservas están en un nivel de USD 41.571 millones, pero se muestran muy vulnerables porque, en la temporada alta de exportaciones, siguen en baja y dependiendo de un panorama externo cambiante. El compromiso de terminar el año con USD 5.800 millones de reservas de libre disponibilidad quedó en el olvido. Para alcanzar esa meta, el Central necesita más que duplicar las que tiene actualmente que no llegan a USD 3.000 millones.

Algunas de las empresas privadas que tienen emitidos bonos en dólares, ven venir un recorte a la hora de comprar billetes al precio oficial en el mercado mayorista. Por eso algunas están preparando nuevas emisiones que cancelen las de vencimientos próximos.

Si bien los bonos más cortos que ajustan por CER, tuvieron leves bajas siguen siendo los elegidos por los ahorristas y empresas. La tasa sobre inflación que paga el TX23 el bono preferido sigue neutra por la fuerte demanda que tiene el título.

La tranquilidad de los distintos dólares contribuye a que sean los elegidos de los inversores para los próximos meses y, seguramente, como lo advierte el informe de Adcap Grupo Financiero, los fondos que contengan bonos que ajustan por CER serán elegidos sobre los dollar linked que cubren contra una brusca devaluación, por quienes cobrarán a fin de este mes el aguinaldo.

En la plaza mayorista el dólar ayer subió apenas 13 centavos y está ajustando a un ritmo de 4,2% mensual contra una inflación que parece tener un piso de 5% mensual y que puede seguir creciendo. Los USD 15 millones que tuvo que vender el BCRA quedaron en manos de importadores, un monto insuficiente ante la creciente demanda que enfrenta de distintos sectores.

Los dólares financieros, recuperaron parte de la caída del día anterior por la leve suba de entre 0,15% y 0,30% de los AL30 y GD30, los títulos que se utilizan para adquirirlos o venderlos.

El MEP aumentó $1,21 (+0,6%) a $208,56 y el contado con liquidación, 23 centavos (+0,1%) a $210,74. El “blue” al bajar $1 a $206, quedó muy por detrás del dólar tarjeta o solidario que subió a $207,69.

!function(e,i,n,s){var t="InfogramEmbeds",d=e.getElementsByTagName("script")[0];if(window[t]&&window[t].initialized)window[t].process&&window[t].process();else if(!e.getElementById(n)){var o=e.createElement("script");o.async=1,o.id=n,o.src="https://e.infogram.com/js/dist/embed-loader-min.js",d.parentNode.insertBefore(o,d)}}(document,0,"infogram-async");

Los bonos con legislación extranjera, que son los que rigen el indicador de riesgo país estuvieron equilibrados y el riesgo bajó 7 unidades (-0,4%) a 1.912 puntos básicos.

La Bolsa siguió adherida al mal humor de los mercados de Nueva York y el S&P Merval, el índice de las acciones líderes, cayó 0,99% con moderados negocios por $896 millones.

Los ADR’s -certificados de tenencias de acciones que cotizan en las Bolsas de Nueva York- operaron $2.871 millones en una rueda absolutamente negativa.

La reincorporación de China al mundo, tras el confinamiento por el covid, ha desorientado a los inversores que comenzaron apostando a la suba de las acciones en Estados Unidos y terminaron con los indicadores negativos, mientras el dólar subía ante las seis principales del mundo nada menos que 0,80%.

El escenario para hoy no es el mejor. Todas las Bolsas del mundo operaban en el overnite, el mercado de futuros que funciona en la noche, en terreno negativo.

SEGUIR LEYENDO:

En mayo la llegada de dólares del agro rompió todos los récords

Misión casi imposible: el BCRA tendrá que comprar en junio USD 160 millones por día para cumplir la meta con el FMI

Las importaciones llegaron a un récord histórico en mayo pero igualmente se agravó la falta de dólares para las empresas

Botón volver arriba