Economía

La venta de autos sigue estancada y los precios volvieron a aumentar, pero los concesionarios relanzaron descuentos selectivos

Las ventas de autos en mayo cayeron a 22.193 unidades, que representó casi 32% menos que en abril. Y para junio podrían acercarse a las 35.000 unidades, pero entre 7.000 y 8.000 serían arrastre de los que no pudieron registrarse el mes anterior

Tras la fuerte caída que tuvieron en mayo las ventas de autos -los patentamientos fueron casi 32% más bajos que los de abril-, la primera quincena de junio no mostró grandes cambios en cuanto al comportamiento de los consumidores. Las terminales sigue ajustando sus listas de precios y al mismo tiempo hay mayor producción de vehículos nacionales, con una demanda que sigue en caída, por lo que los concesionarios volvieron a apelar a la estrategia de los descuentos para poder concretar operaciones.

“Si hasta ahora los interesados en comprar un vehículo tenían que caminar para encontrar stock, ahora deben hacerlo para buscar el mejor precio”, resumió el secretario general de la Asociación de Concesionarios de la Argentina (Acara), Rubén Beato, en diálogo con Infobae.

“Si hasta ahora los interesados en comprar un vehículo tenían que caminar para encontrar stock, ahora deben hacerlo para buscar el mejor precio” (Beato)

De acuerdo con estimaciones de la entidad, junio podría mostrar un alza en los patentamientos a pesar de que el mercado se está comportando igual que el mes anterior, aclaran en el sector. La razón es que en mayo hubo tres días en los que no se pudieron registrar operaciones producto del confinamiento, además de otros dos en los que hubo problemas técnicos en el registro. Los cálculos que hacen en Acara indican que las ventas de este mes podrían acercarse a las 35.000 unidades, pero entre 7.000 y 8.000 serían arrastre de los que no pudieron venderse el mes anterior.

Luego de la burbuja que vivió el sector entre el segundo semestre de 2020, con la amplia brecha cambiaria, y el primer trimestre de este año, desde abril las ventas comenzaron a caer.

"Hoy el mercado está parado porque tuvimos dos problemas: el aumento de los autos por encima de la inflación, y el hecho de que hoy los argentinos estamos viviendo un período de confusión, no sabemos hacia dónde va el país", remarcó Beato
"Hoy el mercado está parado porque tuvimos dos problemas: el aumento de los autos por encima de la inflación, y el hecho de que hoy los argentinos estamos viviendo un período de confusión, no sabemos hacia dónde va el país", remarcó Beato

Por un lado, hay mayor oferta que hace tres meses -de algunos vehículos- y por otro, la suba de precios no cesa. En lo que va del año, los aumentos en las listas de los 0 km acumulan 30% -con 5% de junio- frente a un tipo de cambio oficial que en el primer semestre trepó 12%. Las subas de este mes se deben, en parte, a la actualización de la base del impuesto interno, que hizo que los vehículos que estaban topeados para no quedar alcanzados por el gravamen incrementen más su valor (10/12 por ciento).

“El mercado comenzó a demandar menos autos y hay unidades que sobran. Por eso, en las concesionarias se están haciendo descuentos en algunos modelos, más en Buenos Aires que en el interior porque tienen más vehículos. Hoy el mercado está parado porque tuvimos dos problemas: el aumento de los autos por encima de la inflación, y el hecho de que hoy los argentinos estamos viviendo un período de confusión, no sabemos hacia dónde va el país y no hay muchas ganas de invertir”, remarcó Beato, dueño de una concesionaria en Formosa que hoy está cerrada por las restricciones impuestas por el Covid.

En los casos de los modelos que se venden con los planes de ahorro, las terminales reactivaron la producción y comenzaron a entregar más, pero como había largas demoras, auto que ingresa al concesionario se entrega

Pero las estrategias comerciales dependen de cada concesionario y de acuerdo al stock que tengan en ese momento. Están haciendo descuentos cuando sobra algún modelo o alguna versión, pero no sucede en los vehículos con altísima demanda, como pueden ser las pick up -segmento en el que hay largas demoras en las entregas-, así como tampoco en los vehículos importados de alta gama.

Un importante concesionario de Volkswagen lo resumió así: “Puede haber un descuento en algún modelo que hay más oferta que demanda, como puede ser un Gol Trend, o en un Vento, por ejemplo, que quedó caro frente a la Taos que es una SUV y es más demandada. O algún modelo que quedó alcanzado por el impuesto y quedó muy arriba. Los descuentos rondan el 5% a 6% en esos casos”. Pero la camioneta T-Cross 1.6 AT, por ejemplo, pasó a estar alcanzada por el impuesto, hoy cuesta unos $3,7 millones al público y no tiene descuentos porque está de moda y es muy requerida por los consumidores.

"La venta mes a mes se está poniendo peor, luego de una “muy buena etapa el año pasado y primer trimestre de 2021", dijo Blazizza (Reuters)
"La venta mes a mes se está poniendo peor, luego de una “muy buena etapa el año pasado y primer trimestre de 2021", dijo Blazizza (Reuters) (Toby Melville/)

En los casos de los modelos que se venden con los planes de ahorro, las terminales reactivaron la producción y comenzaron a entregar más, pero como había largas demoras, auto que ingresa al concesionario se entrega para ir cumpliendo con esos compromisos. Por eso, no es generalizado el sobrante de vehículos. Lo que sucede es que hace tres meses la oferta era mayor y había más demanda, por lo que el consumidor pagaba lo que sea para llevarse lo poco que había. Hoy el escenario cambió.

“No sobran autos; antes faltaban más. Hace tres meses, la demanda era mucho más grande. Hoy el consumidor que camina consigue y por eso en algunos modelos o versiones que no se piden tanto se están haciendo algunos descuentos que oscilan entre el 6% y el 8%”, afirmó a este medio Roberto Blazizza, gerente general de Autonovo, una de las concesionarias de FIAT más grandes del país.

El mercado está cambiando

Según el directivo, la venta mes a mes se está poniendo peor, luego de una “muy buena etapa el año pasado y primer trimestre de 2021″.

“En un mercado con poca oferta, la escasa demanda se hizo notar y se han vendido autos caros. Nuestro negocio es muy bueno cuando faltan autos y cuando sobran, da pérdida”, dijo Blazizza, al tiempo que proyectó que para el segundo semestre espera un mercado por debajo de las 30.000 unidades mensuales.

Para el segundo semestre se espera un mercado por debajo de las 30.000 unidades mensuales (Blazizza)

Lejos quedó aquella expectativa de vender 1 millón de autos; este año los patentamientos apenas alcanzarán los 350.000. Aunque hubiera demanda, la Argentina enfrenta un serio problema de falta de dólares, y la balanza automotriz históricamente ha sido deficitaria, porque la mayoría de las piezas son importadas -aunque crece la integración nacional- y porque hay modelos que no se fabrican en el país y que ingresan del exterior.

Hacia una nuevo complejo automotriz local

Esta crisis hizo que quedaran mucho mejor paradas las terminales que vienen con una estrategia exportadora desde hace muchos años, como por ejemplo Toyota, que produce la pick up más vendida en la Argentina y con amplia presencia en el mercado mundial.

Uno x uno: los diez autos más vendidos de Argentina en 2020
El segmento de las pick up se encamina a concentrar la producción nacional (Gaston Colla Fotografia/)

Frente a las actuales restricciones, todas las terminales están reorientando su estrategia productiva a fabricar un modelo de pick up con el objetivo no sólo de comercializarla en el mercado interno, sino especialmente con destino a la exportación.

Las terminales seguirán produciendo algunos autos en el país, pero la tendencia apunta a una mayor especialización en este segmento tan demandado y en el que la Argentina tiene amplias ventajas comparativas.

SEGUIR LEYENDO:

El plan de Martín Guzmán para gastar antes de las elecciones sin generar sobresaltos en el dólar

Relanzan el plan oficial para comprar motos en 48 cuotas: qué modelos se pueden elegir y cómo solicitarlo

Un ex funcionario de Kicillof le recomendó al Gobierno relajar los controles cambiarios y apurar el acuerdo con el FMI

Botón volver arriba