Espectáculo

Paula Kohan presentó a su hija Olimpia: la maternidad real, la dulce espera que no siempre es tal y el equipo que formaron juntas

Paula Kohan, lista para volver al teatro tras ser mamá

“Ahora puedo hablar. Le pongo el chupete y estoy”, dijo Paula Kohan al comenzar la charla telefónica con Teleshow, mientras Olimpia, su beba de casi tres meses fruto de su relación con el chef Tomás Kalika la observa. Además de hija compañera, van juntas donde el trabajo lo requiera. Mientras se prepara estrenar luego de las vacaciones de invierno una obra de teatro que casualmente -o no- se llamará Madres, el musical, la actriz presentó a la pequeña y habló de la “maternidad real”, que recién ahora las mujeres están empezando a mostrar.

La propuesta de protagonizar una obra que retrate el universo materno, en compañía de Sabrina Garciarena, Flor Otero y Viviana Puerta, no podía llegar en mejor momento para ella. “Hacer teatro hace bien y me canaliza, y justo esta propuesta esta trabajando un colega amigo que hizo la reversión de la obra y le hablaron a los productores de mí para el personaje”, dijo y admitió sobre la obra que se estrenará el 6 de agosto que “va a ser un desafío”: “No sé cómo es hacer teatro con una beba, es una experiencia para las dos”.

Paula Kohan presentó a su hij
Olimpia, la hija de Paula Kohan

La idea de Paula es no despegarse de su hija. Olimpia la acompañará a la sala de del teatro Picadero y se quedará en el camarín esperándola con alguien que la cuide. Es que desde el 27 de marzo son inseparables. “Me encanta trabajar siento que encontramos juntas el placer de disfrutar la atención que ella merece y la que yo merezco de ella, formamos un equipo espectacular donde las dos hacemos lo que nos gusta, estamos juntas todo el tiempo, un ritmo de disfrutar el proceso”.

La decisión de que su hija la acompañe al teatro tiene también que ver con que se alimenta a libre demanda (toma pecho cuando siente hambre y no cada tres horas), hecho del que aún Kohan se asombra: “Pensaba ‘¿cómo voy a hacer yo para eso?’ Y ella empezó a comer en la sala de parto, no me dio opción. También fue por parto natural y pensaba que yo no podría. Vengo con prejuicios y ella viene limpia”.

Paula Kohan presentó a su hij
El elenco de Madres, le musical (photoALEJANDRALOPEZ /)

“La obra es una invitación a sentirse identificado con la maternidad, son diferentes miradas con un toque de humor y emotividad”, dijo y contó: “Se muestran cosas como qué nos pasa en las lolas, cómo vivimos el cliché. Está bueno el transito de la maternidad desde la búsqueda, quedar embarazada, parir, el post parto. Llevado a la comedia, te reís para no llorar”, dijo.

En referencia a eso, contó cómo vive ciertos mandatos: “Me cuesta la frase ‘cuando seas madre vas a ver que…’ , porque creo que cada uno vive una experiencia diferente, me dijeron que no iba a dormir, de la dulce espera que a veces es dulce y a veces es amarga, y no todo lo que me dijeron fue y cada uno como ente en el mundo vive una experiencia diferente. Me pasaron cosas diferentes a las que me contaron y me están pasando, prefiero no rotular”. Es por eso que se apoyará en su experiencia y en la de otras madres que conoce para su papel.

Paula Kohan presentó a su hij
Paula, Tomás y Olimpía

“El parto, la maternidad y el embarazo es, fue y serán psicodélicos”, definió y dijo que “la dulce espera” no lo es tanto y muchas veces se convierte en algo “agridulce”, cosa que hoy, gracias al espacio ganado por las mujeres, se puede contar sin culpa: “Hoy se pueden decir cosas que no se decían porque el contexto social no nos habilitaba, nos dan otros espacios que buscamos , tenemos otra presencia. Dos grandes mejores amigas que no son madres, no quieren serlo y lo pueden decir y sienten eso y me encanta”.

Aunque hoy se puede contar el lado B de la maternidad, continúan lloviendo en las redes sociales, en la calle y hasta en ámbitos familiares comentarios, críticas y consejos sobre como maternar, incluso a costa de cuestionar a las madres. “Yo escucho a las personas que admiro y quiero parecerme, las otras me entran por un odio y salen por otro lado, se vuelve selectivo a quien escuchar con quien se identifica a veces enriquece”.

“Me dicen que no lo cuente porque me van a odiar, ella se duerme tipo 23.303 y se levanta a as 7.00. Encontramos un ritmo juntas”, contó sobre el sueño de su beba, tema tan recurrente ente los padres, pero tan tabú también ya que aún prevalece en la sociedad el concepto de la madre abnegada que no duerme, como si las horas de sueño determinaran la dedicación o el amor de una mamá, papá o cuidador.

Paula Kohan presentó a su hij
Paula y Tomás

“Leí mucho y me quedó claro que lo que le pasa al bebé durante sus dos años es lo que le pasa a la madre, somos una extensión, y estuve tan pendiente y la veo en paz, no porque yo sea una genia. Pero estoy equilibrada, hago ejercicio, como bien, sano”, dijo y ejemplificó: “Hace unos días me pasó de estar nerviosa por algo laboral y se largó a llorar como nunca, no viví el día como tenía ganas de vivirlo y me angustié y ella también, me largué a llorar, no fui feliz y no hice las cosas bien. Al día siguiente me organicé mejor e hice un cambio y ella sonrió mucho”.

Es que Paula, que además trabaja en la parte comercial con diferentes marcas, admitió que a veces se pasa con el “multitasking”: “Delegar me cuesta un poco y me paso un poco de la raya y no le hace bien”.

Paula Kohan presentó a su hij
Olimpia, recién nacida en brazos de su mamá

— ¿Qué es lo que más te sorprendió de la llegada de Olimpia?

— Me sorprendió desde el embarazo. La frase “en la dulce espera” es engañosa. Pasé por diferentes tránsitos, donde me sentí plena y también incómoda . Es una transformación física gigante, se desarrolla un ser humano en tu cuerpo y no se entiende lo que pasa.

— ¿Y qué fue lo que más te impactó de ser madre?

— Es algo contradictorio y lleno de cuestionamientos. Un hijo te marca el paso del tiempo, mas que nada en la vida, la existencia de ella confirma mi finitud. Verla crecer muy rápido. A su vez, pienso, que es incómodo, pero sé que no me pertenece, no es independiente pero es un ser libre, entonces quiero enseñarle la importancia de fortalecerse, ser una mujer libre.

Paula Kohan presentó a su hij
Paula Kohan y su beba Olimpia

— ¿Cómo es un día en la vida de Paula y Olimpia?

— Nos levantamos tipo 8.30, tomamos mate (se rié porque habla en plural y se corrige “ella come”) y depende el día, trabajo, ensayo de casa. A la noche la baño todos los días antes de la cena, nos acompaña en la cena y tipo 23.00 come hasta que se queda dormida, entonces la pongo en la cuna de colecho hasta las siete que se despierta a comer.

— ¿Cómo describirías a Olimpia?

—Alegre, preciosa, equilibrada, reflexiva, mágica. Se ríe mucho y físicamente es una mezcla mía y del papá.

SEGUIR LEYENDO:

Marley posteó una foto de Mirko y el debate atravesó las redes sociales: hasta cuándo un nene debe dormir en la cuna

Paula Chaves, las fotos de su beba sin medias y “el derecho” a opinar sobre su forma de maternar

Pampita, íntima: la maternidad después de los 40, la familia ensamblada y una lista de nombres “raros, espectaculares y hasta de Disney”

Botón volver arriba