Economía

Reservas sin crecimiento: en lo que va del año, el Banco Central compró la quinta parte de dólares que en 2021

La calma cambiaria no se refleja en más activos en las arcas del BCRA. (AGUSTIN MARCARIAN/)

El acuerdo con el Fondo Monetario Internacional estableció una exigente meta de acumulación de reservas en las arcas del BCRA para liberar nuevos desembolsos del organismo. A su vez, los elevados términos de intercambio comercial de los que goza la Argentina este año garantizan la fluidez de divisas por exportaciones del agro.

Sin embargo, al Central se le viene dificultando la compra de dólares en el mercado, para mejorar su stock de activos líquidos. En lo que va de 2022, el saldo neto a favor de la entidad por sus intervenciones cambiarias alcanza los USD 1.032 millones, una cifra que luce escasa frente a los USD 5.728 millones adquiridos en el mismo lapso del año pasado.

!function(e,i,n,s){var t="InfogramEmbeds",d=e.getElementsByTagName("script")[0];if(window[t]&&window[t].initialized)window[t].process&&window[t].process();else if(!e.getElementById(n)){var o=e.createElement("script");o.async=1,o.id=n,o.src="https://e.infogram.com/js/dist/embed-loader-min.js",d.parentNode.insertBefore(o,d)}}(document,0,"infogram-async");

En tanto, las reservas internacionales brutas alcanzaban el martes los USD 41.652 millones. Si bien registran un incremento de USD 2.152 millones respecto de los USD 39.500 millones del cierre de 2021, hay que recordar que recibieron un refuerzo de unos USD 9.700 millones a fines de marzo de este año, debido a la incorporación de nuevos Derechos Especiales de Giro (DEG) del FMI tras el acuerdo rubricado con el Gobierno para flexibilizar el calendario de pagos de la deuda de 44.000 millones de dólares.

De hecho, las reservas brutas -que incluyen préstamos como el “swap” con China y depósitos privados- están hoy al mismo nivel de mediados de diciembre, a pesar de los ingresos récord por exportaciones del agro, por unos USD 11.100 millones en el primer cuatrimestre de este año.

!function(e,i,n,s){var t="InfogramEmbeds",d=e.getElementsByTagName("script")[0];if(window[t]&&window[t].initialized)window[t].process&&window[t].process();else if(!e.getElementById(n)){var o=e.createElement("script");o.async=1,o.id=n,o.src="https://e.infogram.com/js/dist/embed-loader-min.js",d.parentNode.insertBefore(o,d)}}(document,0,"infogram-async");

¿Por qué no crecen las reservas?

En primer lugar, este año se activaron mayores pagos por importaciones de energía, debido al creciente déficit sectorial que aqueja a la economía doméstica. Esta demanda neutraliza en parte la capacidad de compra del BCRA, que debe dejar espacio para que haya abastecimiento de estos insumos clave para el funcionamiento de la economía.

Además, la reapertura de actividades tras las restricciones impuestas por la propagación del COVID-19, incentiva mayores gastos en el exterior por servicios turísticos. Este déficit en la cuenta de servicios también esmerila el nivel de reservas a pesar del fuerte superávit en la balanza de bienes.

!function(e,i,n,s){var t="InfogramEmbeds",d=e.getElementsByTagName("script")[0];if(window[t]&&window[t].initialized)window[t].process&&window[t].process();else if(!e.getElementById(n)){var o=e.createElement("script");o.async=1,o.id=n,o.src="https://e.infogram.com/js/dist/embed-loader-min.js",d.parentNode.insertBefore(o,d)}}(document,0,"infogram-async");

Según el Balance Cambiario del BCRA, en el primer trimestre ambos conceptos generaron sendos déficit próximos a los USD 500 millones al mes, pero puntualmente el rojo energético se está disparando en el período más frío del año.

También golpea a las reservas el “efecto cepo”. El control de capitales frena la salida de dólares del país, pero también impide el ingreso de fondos frescos, por la obligación de ser liquidados a un tipo de cambio oficial de 119 pesos, contra un “contado con liquidación” de 210 pesos.

Pasada la estacionalidad de liquidaciones del agro, la compra de reservas tendrá más dificultades en el segundo semestre del año

Tanto el sector público como el privado tienen que enfrentar vencimientos por deudas contraídas con el exterior. Con un mercado internacional de deuda vedado para la Argentina, estas obligaciones deben enfrentarse con “cash”, lo que termina reduciendo las reservas líquidas.

En el mismo sentido, esta semana el Gobierno anunció la flexibilización de las condiciones de acceso a dólares a empresas petroleras, pues al mejorar el flujo de divisas para que las compañías ingresen insumos para desarrollos locales, también incentiva un incremento de la producción para reducir el déficit energético.

Un segundo semestre con menos dólares

En lo que va de mayo, las compras netas del BCRA en el mercado de cambios se aproximan a los USD 920 millones, que contrastan con los USD 2.089 de mayo del año pasado, cuando se cosechó el doble de divisas.

“En adelante, esperamos que haya una moderación en la tendencia compradora del BCRA en el MULC recién hacia fines de julio”, pues “cuando la cosecha gruesa va llegando a su fin entre julio y agosto, la autoridad monetaria comienza a desacumular las compras realizadas en la primera parte del año”, indicaron desde Portfolio Personal Inversiones.

El economista Gustavo Ber señaló que “más allá de la reanudación de las compras por parte del BCRA en las últimas ruedas, continúan las preocupaciones de los operadores respecto a la acumulación de reservas en este segundo trimestre, ya que a partir de entonces cede la estacionalidad en la oferta de divisas y además dicho objetivo está entre las metas consensuadas con el FMI”.

SEGUIR LEYENDO:

Wall Street al rojo vivo: los precios de las acciones tecnológicas colapsaron un 30% en cinco meses

Se hunde el valor de una empresa de Elon Musk por sus peleas para comprar Twitter

Cuánto puede subir el Bitcoin tras su derrumbe, según el principal banco de Wall Street

Mercados: las acciones argentinas suben hasta 4% en Wall Street, mientras transcurre el feriado local

Botón volver arriba